La actuación, que cerró el programa de ponencias en el palacio sevillano Casa de Salinas, corrió a cargo de la bailaora Beatriz Rivero, los cantaores Ana Gómez y Francisco Blanco ‘Calerito’ y el guitarrista Jesús Rodríguez

La Fundación Cristina Heeren vuelve a demostrar su talante solidario. La entidad sin ánimo de lucro, creada por la mecenas Cristina Heeren en 1993, colaboró con una actuación de flamenco en la cena benéfica organizada por la Fundación Mencía el pasado viernes 2 de marzo en Casa de Salinas. El objetivo del evento era recaudar fondos para el proyecto de investigación Mito Cure-GFM1 sobre enfermedades raras que desarrolla el profesor de la Universidad Pablo de Olavide, José Antonio Sánchez Alcázar, en el Centro Andaluz de Biología del Desarrollo. Tras la charla científica y el cóctel fue cuando tuvo lugar el recital, protagonizado por la bailaor y profesora Beatriz Rivero, junto a los cantaores Ana Gómez y Francisco Blanco ‘Calerito’ (estudiante con Beca Acciona), y el guitarrista Jesús Rodríguez, todos ellos formados en las aulas de la prestigiosa escuela de flamenco. Además de llevar 20 años volcada en su programa de becas de estudio para jóvenes talentos sin recursos, la Fundación Cristina Heeren contribuye a iniciativas solidarias colaborando con la administración local y regional competentes en asuntos sociales, y con entidades sin ánimo de lucro como la Comisión de Ayuda al Refugiado, Fundomar, Vincere o Padre Garralda, además de acoger el Taller de Flamenco Inclusivo de José Galán. Por este motivo, ha sido reconocida por la ONCE, que le dedicó el cupón del pasado 16 de noviembre, Día Internacional del Flamenco.  

Los artistas de la Fundación Cristina Heeren con la directora de la Fundación Mencía, Isabel Lavín


VÍDEO


 

 

FUNDACIÓN CRISTINA HEEREN. 2014 ©
TÉRMINOS LEGALES / CONTACTO / FACEBOOK / TWITTER / YOUTUBE / SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN