La Fundación Cristina Heeren de Arte Flamenco concede seis becas 'Flamenquines
' 


Niñas y niños bailaores de 14 y 15 años, procedentes de Andalucía, Extremadura y Francia, disfrutarán de matrícula gratuita para el Curso Intensivo de Verano en julio de 2015


NOTA DE PRENSA. Sevilla, 18 de diciembre de 2014

El baile flamenco tiene futuro. Así lo demuestra la primera convocatoria de Becas Flamenquines, una iniciativa de la Fundación Cristina Heeren de Arte Flamenco, orientada a descubrir y apoyar a jóvenes talentos del baile. Tras un proceso de selección consistente en dos semanas de formación con los maestros Javier Barón, Milagros Mengíbar, Luisa Palicio y Tamara Lucio, seis niñas y niños bailaores de 14 y 15 años han sido becados para estudiar en la escuela. Los becarios, procedentes de Sevilla, Huelva, Cádiz, Badajoz y Francia, tendrán matrícula gratuita para el Curso Intensivo de Verano 2015.

El proceso de selección de los becarios Flamenquines de la Fundación Cristina Heeren de Arte Flamenco ya ha concluido. A la primera convocatoria del nuevo programa, orientado a descubrir y apoyar a jóvenes talentos del baile flamenco, han acudido niños y niñas de 14 y 15 años desde distintos lugares no sólo de Andalucía y España, sino también de Europa. 


En total, seis jovencísimos aspirantes a bailaores han superado la fase de selección del nuevo programa de becas, entre 9 y el 19 de diciembre de 2014 en el centro de baile de la Fundación en Sevilla. Son Aroa Bravo de Badajoz, Lucas Lalanne de Lourdes (Francia), Juan Tomás Domínguez de Trebujena (Cádiz), Carla Bahamonde de Huelva, y Melisa García y Saray Vargas de Sevilla. 


Un proceso que, lejos de someterlos a la tensión de una audición, ha consistido en dos semanas de master classes impartidas por los maestros de la Fundación Javier Barón, Milagros Mengíbar, Luisa Palicio y Tamara Lucio. En palabras de Barón, Premio Nacional de Danza 2008, “los niños han llegado con mucha fuerza y mucha entrega, y creo que son conscientes de que para ellos es un privilegio recibir esta formación”. 



Mengíbar destaca “la energía que tienen con esta edad, un momento estupendo para moldearlos”. Y Palicio, que llegó a la Fundación como alumna a los dieciséis años, se ve muy reflejada en ellos y asegura que está disfrutando mucho la experiencia de enseñarles, ahora como docente, sus conocimientos de la técnica del baile flamenco. 



A lo largo de estos nueve días de clases, los maestros han estado evaluando las aptitudes y el potencial de los chicos y chicas. Y han decidido, de acuerdo con la dirección del centro, quiénes han resultado beneficiarios de las becas que, para no interferir en sus calendarios escolares, consisten en matrícula gratuita para el Curso Intensivo de Verano en la especialidad de baile flamenco, valorada en 1.500 euros, que tendrá lugar en el mes de julio de 2015. 



Según Fernando Iwasaki, director de la Fundación Cristina Heeren, “nuestra ilusión es tutelar la formación de estos niños hasta que lleguen a una edad en la que puedan elegir con madurez su futuro profesional. Y pensamos que la ausencia de becas y recursos públicos para el desarrollo del flamenco, tiene que asumirla la iniciativa privada. Al flamenco lo ha reconocido la UNESCO, pero lo que necesita en realidad es que lo reconozcan la Junta y los ayuntamientos andaluces”. 



La Fundación Cristina Heeren continúa así reforzando su misión como cantera del baile, el cante y el toque flamenco. Desde su fundación en 1996, por la escuela han pasado más de 2.000 alumnos de distintas nacionalidades, de los cuales 665 han percibido becas. Alberto Sellés, Laura Santamaría y Florencia O’Ryan, actuales integrantes del Ballet Flamenco de Andalucía, son tres de los ex-alumnos de última hornada que ya están brillando en los escenarios como profesionales del baile flamenco. 


FUNDACIÓN CRISTINA HEEREN. 2014 ©
TÉRMINOS LEGALES / CONTACTO / FACEBOOK / TWITTER / YOUTUBE / SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN